free web stats


Publicado: 21/11/2016
Alcalde Elidio pidió unión a transportistas de Trujillo
Por otro lado, autoridad provincial reafirmó que está garantizada la estabilidad laboral de los trabajadores del Segat, con quiénes se reunió el fin de semana.
Compartir Compartir
ÉNFATICO. Autoridad provincial manifiesta que nunca se ha negado a dialogar.

Nada está dicho. Luego de que los transportistas anunciaran que las medidas de lucha continuarán en caso de que no se obtengan resultados concretos en la mesa de diálogo, —instalada por los funcionarios de la Municipalidad Provincial de Trujillo (MPT)— el alcalde provincial Elidio Espinoza Quispe, emplazó a los agremiados a que se unan por el bien de la ciudad.


“El sistema de transportes (en Trujillo) está quebrado. Los trasportistas deben estar unidos para mejorar su servicio a la colectividad y para que el parque automotor se siga renovando. La población trujillana exige modernidad. Si algunas empresas están haciendo un esfuerzo por cambiar sus vehículos ¿por qué el resto no? Que no los engañen: la norma no la ha creado la MPT, sino que es una normativa nacional”, explicó Espinoza Quispe.


En esa línea, manifestó que cada uno de los gremios se encuentra analizando con qué empresa trabajará la renovación de sus unidades de transporte. “Yo he recibo a todos en mi despacho. A los agremiados de Orlando Villanueva Salvatierra con los empresarios brasileños, a Andrés Sánchez Esquivel con representantes mexicanos, así como a otro grupo que está renovando su flota con agentes peruanos. Que sepa la población que ellos están sumamente divididos”, aseveró.


En tal sentido, señaló que tendrá que analizarse técnicamente el plan de rutas que exigen los agremiados a través del área correspondiente —en la referida mesa de diálogo—. No obstante, Espinoza Quispe indicó que en caso de darse una huelga, los agremiados están en su derecho de hacerlo, aunque cada uno está velando por sus propios intereses.


Caso Segat

En relación al Servicio de Gestión Ambiental de Trujillo (Segat), la autoridad provincial manifestó su versión sobre la reunión sostenida con los trabajadores de dicho organismo. “Hemos ido a informar, y escuchar a los trabajadores (…) Aquí no hay problema de pago, sino que hubo un actuar de mala fe que los ha sorprendido. Ha habido personas que han instigado a los empleados a realizar acciones que iban a traerles consecuencias legales”, precisó.


Finalmente, manifestó que la estabilidad de los trabajadores del Segat está garantizada. “El trabajo se conserva cuando se trabaja como corresponde. Ellos han pedido que los supervisores sean cambiados por una serie de hechos que ellos han manifestado, y eso se iniciará el lunes (hoy). Así que hay que continuar trabajando por la ciudad”, concluyó.