free web stats


Publicado: 12/11/2017
Ministerio Público retrocede lucha contra lavado de activos
Medida adoptada por autoridades es un claro revés a las investigaciones, pues nuevos magistrados tendrán que comenzar de cero.
Compartir Compartir
La mayoría de casos de lavado de activos proviene del narcotráfico.

@WebLaIndustria


Para nadie es un secreto que La Libertad es un paraíso sin control para lavar dinero y ejecutar operaciones sospechosas. De acuerdo a la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Sociedad de Bancay Seguros (SBS), nuestra región, después de Lima, ocupa el segundo lugar en este problema.


Un informe de esta entidad, elaborado en el año 2013, advertía que eran aproximadamente 100millones de dólares al año que se mueven bajo la sombra, provenientes de actividades ilícitas. Teniendo en cuenta ese preocupante panorama, al siguiente año, en el Ministerio Público, bajo la presidencia de Daniel Cerna Bazán, se creó un equipo especial de fiscales para que se dedique a investigar estos casos.


Eran tres fiscales que, exclusivamente, se abocaban a seguir la pista del dinero proveniente de diferentes actividades ilícitas que, de mil maneras, se inyectaba en una aparente legalidad.


Entre los tres fiscales se investigaban unos 50 casos fuertes y complejos, con varios millones de soles y dólares en juego, los mismos que les permitía ir ganando amplia experiencia para los subsiguientes escenarios que les tocara enfrentar. Eso fue hasta ayer, pues una decisión, que deja mucho que desear, puso en la lona todo el trabajo avanzado.


De acuerdo a diferentes fuentes consultadas por el diario La Industria, la decisión fue adoptada por la coordinadora de fiscales superiores, Rosa Vega Luján, con la venia de la presidenta de la Junta de Fiscales de La Libertad, Celia Goicochea Ruiz.


Para desactivar el equipo se argumentó, sin considerar que se trata de investigaciones complejas, que este había demostrado “falta de producción y poca probabilidad de éxitos en los casos”. No se tomó en cuenta que los fiscales hacían enormes esfuerzos para avanzar su trabajo, ante la falta de peritos contables y especialistas financieros, carencia que hasta ahora el Ministerio Público no ha podido resolver.


Lo que es peor aún es que ni siquiera se midió que, varios casos, ya estaban a punto de resolverse, es decir para determinar si es que ya se formulaba acusación o formalizaba investigación.